INAMEH realizó levantamiento topográfico en Río Grande del Medio tras reciente aumento de sus niveles

18/09/2017.- Durante la tarde del pasado lunes 21 de agosto de 2017 el río de las mercedes, también conocido como río Grande del Medio, ubicado en la localidad de Choroní, municipio Girardot, del Estado Aragua, presentó un aumento de sus niveles de forma súbita y repentina, ocasionando la pérdida de 4 vidas en el sector Romerito, además de daños en las vías de comunicación (deslizamientos de tierra y socavación de la calzada), afectaciones de viviendas y embarcaciones.

Cabe destacar, que las crecidas repentinas son crecientes de corta duración con un caudal máximo relativamente elevado, que no necesariamente poseen alta concentración de sedimentos.

Pese a esta situación, el día 07 de septiembre se realizó el levantamiento topográfico de la sección transversal del dique así como del nivel máximo al que llegó el agua.  

Los resultados de dicho estudio arrojaron, que el nivel del agua fue de 16 centímetros (cm) por encima de las losas laterales de concreto alcanzando una profundidad máxima en el dique de 1.78 metros (mts).

Asimismo se estimó mediante de simulación hidrológica el hidrograma de creciente del río Grande del Medio, en el dique cercano a la población de Uraca.

La simulación fue realizada utilizando el modelo HEC-HMS, con el método de número de curva para las pérdidas y el hidrograma unitario del SCS para el tránsito.

El uso del umbral de alud torrencial indicó alta posibilidad de ocurrencia, pero no significa una ocurrencia 100% segura. A la par, se realizó un análisis de los videos en el sitio de catástrofe en Romerito y aguas abajo en el dique. Dicho análisis sugiere que el flujo predominante tenía una carga de sedimentos (piedras y troncos), sin embargo, esa carga no es considerada (a priori) significativa como para ser clasificado un alud torrencial. A su vez se observó que la deposición de sedimentos aguas abajo de Romerito fue moderada, el dique sólo tenía arena depositada, no se observaron cantos rodados.

Aguas abajo en la desembocadura la playa, se retiró unos escasos metros por la deposición de arena. Al comparar estos resultados con las experiencias vividas en Vargas (en 1999 y 2005) se observa que la granulometría del material desplazado en Choroní es muy inferior al de Vargas así como el desplazamiento hacia el norte de la línea de costa.

El enfoque de alud torrencial sólo mostró alta posibilidad de ocurrencia de dicho fenómeno en algunos puntos de la cuenca alta de la quebrada Romerito y en la Fila Alta.

Estos resultados han sido corroborados en un recorrido realizado por la zona, el cual evidenció deslizamientos de tierra aislados y muy localizados, además de relativamente poca deposición de cantos rodados en el cauce del río y en la desembocadura.

Finalmente, la simulación hidrológica deja claro que el evento puede ser representado aguas abajo del sector Romerito por modelos lluvia–escorrentía. Los resultados antes expuestos indican que el evento pudo haber contenido un flujo de lodo aguas arriba del sector Romerito y en la Fila Alta, sin embargo se subraya que ambos tendrían carácter muy localizado donde sus efectos serían disipados rápidamente en el trayecto hacia aguas abajo. Esta hipótesis está basada en la incorporación de nuevas aguas con menor concentración de sedimentos en el trayecto hacia la parte baja de la cuenca, aunado al efecto de tránsito y almacenamiento que induce el cauce al flujo.

Prensa INAMEH.